Al navegar por el sitio aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad. Para más información, visita nuestra Política de cookies. Aceptar
Torre  de la Cautiva : Alhambra romántica. (Lucas Gutierrez Jiménez)
 

Torre de la Cautiva : Alhambra romántica.

Fecha y hora (original): 26/05/2019 13:46:48 Fecha y hora (digitalizado): 26/05/2019 13:46:48 Cámara: NIKON CORPORATION Modelo: NIKON D4 Iso: 1250 Tiempo Exposición (v): 1/80 segundos Apertura (f): 10
Descripción: Esta vez estaba abierta y por fín pude disfrutar de esta joyita de la Alhambra.

La Torre de la Cautiva ha recibido diferentes denominaciones a lo largo de su historia: de la Ladrona, de las Damas, de la Sultana, y desde mediados del siglo XIX se la conoce como de la Cautiva, por la leyenda literaria romántica que cuenta que en ella estuvo prisionera Isabel de Solís en el siglo XV.

El sultán Muley Hacen (padre de Boabdil) se enamoró perdidamente de Isabel y se casó con ella, momento desde el que se llamó Soraya, que significa «Lucero del alba».
Por su estructura arquitectónica y composición decorativa marca el momento de mayor pureza del arte nazarí.

Os dejo un poco de Historia.
http://www.adurcal.com/enlaces/cultura/zona/historia/tres/torre_de_la_cautiva.htm
Equipo:
---
Cámara:NIKON CORPORATION
Modelo:NIKON D4
Iso:1250
Exposición (v):1/80 segundos
Apertura (f):10
---
Etiquetas:

Comentarios

Salvador Solé Soriano
Leído el estracto de "El País" uno se pregunta cuan romántico resulta que te encierren, te obliguen a cambiar de fe - en una época en la que la fe se vivía mucho - y hasta te cambien el nombre. Definir eso como "historia de amor", a estas alturas, hace raro. Solo faltan los latigazos ya que la violación es de lo más probable cuando el "amor" toma esas formas.
Un fallo en el relato "El País": Puesto que la Alhambra fue invadida por los cristianos en el siglo XV. Yusuf I no pudo acometer obras de decoración en el siglo XVI. En realidad lo hizo durante su sultanato (o como se llame), antes del año 1.354 (siglo XIV).
Por supuesto, aunque durante unos años fuese una prisión, nada de eso afecta a la belleza del lugar ni a la indudable corrección de la foto, intachable en sus luces y colores.
Lucas Gutierrez Jiménez
Tu análisis es de lo más acertado....y además estoy de acuerdo.
Para comentar y votar has de estar registrado en FotoRed. Si ya estás registrado, debes identificarte.