FotoRed comparte, aprende y disfruta de la fotografía

Alondra ibis (Alaemon alaudipes) (II)

En el 2014, para mostrar esta especie, subí a Fotored una diapositiva escaneada del año 2002. Aunque era una toma cercana, el proceso de digitalizarla dejaba por el camino parte de la nitidez. Ahora me cabe la satisfacción de poder mostrar un documento digital a la altura de la tecnología de nuestros tiempos (2022). La Alondra ibis (Alaemon alaudipes) un pariente de las alondras y calandrias del Viejo Mundo que habita desiertos y semidesiertos desde las Islas de Cabo Verde hasta el N.O. de la India, con un mapa de distribución “parcheado” (áreas discontinuas). De punta de pico a punta de cola, mide entre 19 y 23 cmts. y se alimenta sobre todo coleópteros y ortópteros, algunos invertebrados pequeños, semillas y brotes. Machos y hembras presentan idéntico aspecto, si bien las hembras son algo más pequeñas. De hábitos terrestres, es sedentaria y mantiene la defensa de su territorio durante todo el año. Solo se desplaza a medias distancias cuando las sequías son muy severas. La foto está tomada cuando hicimos una pausada en la ruta durante el recorrido entre Rissani y Tissint. A diferencia de varias de las aves mostradas para ilustrar el viaje a Marruecos del 2022, está no puede considerarse escasa ya que está presente en muchos ecosistemas áridos y la detectamos en cuatro de los once días del viaje.
Cámara Nikon D500 con objetivo Sigma 150-600 mms (sport) f: 5.0 - 6.3, a pulso. Velocidad; 1/500 de segundo, f: 6.3 e iso 160.

Salvador Solé Soriano

En fotored desde 22/10/2011

Ficha personal
  • Es una preciosidad de avecilla. Supongo que al igual que sus parientes a este lado del charco, cantarán intensamente en vuelo
    • Salvador Solé Soriano :hace 3 meses Sí, pero no se elevan tanto como nuestras alondras y a menudo cantan posadas.
  • Una ave, a pesar del discreto colorido, muy elegante. Me hace gracia el pico tan largo y la barba. Muy nítida y con gran detalle.
    • Salvador Solé Soriano :hace 3 meses El fondo oscuro la hace destacar, aunque tenga el color de la arena. Gracias por comentar, Miguel Ángel.