Al navegar por el sitio aceptas el uso de cookies para análisis, contenido personalizado y publicidad. Para más información, visita nuestra Política de cookies. Aceptar
Petroica frentirroja (Red-capped Robin) (Salvador Solé Soriano)

Petroica frentirroja (Red-capped Robin)

Fecha y hora (original): 12/01/2018 22:30:29 Fecha y hora (digitalizado): 06/10/2017 15:21:34 Cámara: NIKON CORPORATION Modelo: NIKON D7100 Iso: 250 Tiempo Exposición (v): 1/250 segundos Apertura (f): 6.3
Descripción: Manchas lanceoladas, con forma de pica, barras, ocelos y lunares son habituales en el plumaje de las aves. Pero ¿cuadradas? La forma cuadrada es prácticamente desconocida como patrón de plumaje pero he aquí una excepción.
Las petroicas conforman una familia (Petroicidae) de aves pequeñas cuya morfología y costumbres se asemeja a los petirrojos europeos y/o a algunos papamoscas. Es un grupo de 53 especies que se distribuye por Australia, Papúa-Nueva Guinea, Nueva Zelanda y muchas islas de por allí. La Petroica frentirroja (Petroica goodenovii) es un endemismo australiano bastante común y extendido por los dos tercios meridionales de esa isla/continente y que aparece ocasionalmente más al norte. Vive en bosques clareados y arboledas semi-áridas con matorral. La hembra es de color pardo claro o beis, puede o no tener un rubor rojo en la parte alta del pecho, pero siempre muestra algo de rojo pastel en la frente. De punta de pico a punta de cola mide entre 10,5 y 12,5 cm; llega a pesar 9 gramos. Se alimenta de insectos y otros artrópodos que generalmente captura en el suelo tras acecharlos desde un posadero bajo. Tambien repasa la corteza de troncos y ramas para capturar bichitos y, mucho más raramente, los atrapa al vuelo. Toma realizada en Capertee Valley, zona declarada IBA* al S.E. de New South Wales.
* Important Bird Area
Equipo: Cámara Nikon D7100 con objetivo Sigma 150-600 mms. f: 5.0 - 6.3 (Contemporary) y trípode.
Iso:250
Exposición (v):1/250 de segundo.
Apertura (f):6.3
Etiquetas:

Comentarios

Txema Bacaicoa (Colectivo IS)
Si que resulta sorprendente ese patrón a modo de servilleta, tan llamativo y a juego con el de la cabeza. Hubiera llegado a creer que se trataba de una anomalía  en esa avecilla en particular, incluso un gran trabajo de un experto en edición creativa. La naturaleza no deja de sorprendernos. Enhorabuena por la captura, excelente por otro lado
Salvador Solé Soriano
Como sabes, soy un entusiasta de la edición creativa pero en esta sección de aves, aves y más aves (paciencia la vuestra...) solo uso mis conocimientos de Photoshop para eliminar elementos indeseados, recuperar el brillo y el color en los ojos y otros trucos que permitan mejorar la imagen sin falsear un gramo el aspecto de la especie mostrada. Mis tentaciones de fantasía las expreso en otro tipo de fotos. Muchas gracias por comentar, Txema.
Txema Bacaicoa (Colectivo IS)
No me cabía ninguna duda de que en este tema de las aves, ni se te pasa por la imaginación el hacer ediciones creativas con su morfología, a no ser que quieras incluirlo en alguno de esos trabajos en los que dejas volar la imaginación, pero si lo veo así sin saber de quien es la foto, es casi seguro que me hubiera preguntado como era posible ese diseño tan cuadrado. 
Está claro que la naturaleza es sorprendente y algunos sabéis mostrarla para nuestro disfrute
Salvador Solé Soriano
Gracias, Txema. Es lo mismo que las formas de los troncos de hayas centenarias que tú tan bien conoces; a veces ves de todo ahí, pero la gracia está en dejarlo tal cual, sin explicitar (mediate trucos) lo que ves. Y, como bien dices, si sucumbes a la tentación, avisas al respetable y lo etiquetas como trucaje. De este modo podemos hacer lo que nos de la gana sin engañar a nadie, que en eso consiste la libertad (entre otras cosas).
Luis Garcia Nieto
Caramba, vaya pájaro más rarito! Parece una mezcla de papamoscas, tarabilla y petirrojo, aderezado con unas gotas de limón "mezclado y no agitado" que diría "Yeins bon", je, je.
Pues es cierto  lo del babero cuadrado no deja de ser sorprendente. Ciertamente se asemeja a una servilleta prendida de la pechera para evitar las enojosas manchas que se pueden provocar con la comida. La Naturaleza nunca deja de sorprender: aquello es otro mundo. Me encanta cómo lo has sabido disfrutar y aprovechar.
Un saludo, Salva.
Salvador Solé Soriano
Es otro mundo pero está en este y fascinan tanto sus diferencias como sus coincidencias.
Muchos machos de esta especie presentan "baberos" más redondeados; creo que solo aparecen así en los machos adultos que pasan por cierto momento de muda.
Y no solo he disfrutado el viaje, si no que lo sigo disfrutando al editar las fotos y al compartirlas con gente tan agradecida como tú. ¡Gracias, Luis!
Miguel Angel Vázquez Márquez
Si no llegas a comentarlo no se me hubiera ocurrido que no hay casi pajaros que tengan un cuadrado dibujado en el pecho. Yo pensaba que la en la naturaleza las posibilidades eran practicamente ilimitadas.  Buena foto y enhorabuena...
Salvador Solé Soriano
Aunque la naturaleza debe acatar sus propias leyes, dentro de ellas ciertamente sus posibilidades son ilimitadas. Y una gozada ver como las desarrolla en diferentes partes del planeta. Gracias por el comentario, Miguel Angel.
Jose Luis Rubio Perez
Buen contraste entre -casi-blanco y negro y el rojo del pajarillo. Curioso también el babero rojo de luce.
Salvador Solé Soriano
Como puedes ver por el ruido iso (atenuado en el fondo pero no en el sujeto) está foto no tiene demasiada calidad técnica pero la postura del bicho era ideal para mostrar lo que yo quería mostrar. Tuve suerte de que la cámara enfocase porque a veces pasa que la mejor pose no sale en foco. Y a veces no hay tiempo para una segunda ráfaga. Gracias por comentar, José Luis.
Lucas Gutierrez Jiménez
Un pajarillo raro y entrañable
Para comentar y votar has de estar registrado en FotoRed. Si ya estás registrado, debes identificarte.