FotoRed comparte, aprende y disfruta de la fotografía

Silbón europeo (Eurasian Wigeon)

El Silbón europeo (Mareca penelope) es una anátida cuyos territorios de cría se extienden desde Islandia hasta el extremo oriental de Rusia, abarcando una vasta extensión de clima, ártico, sub-ártico y templado septentrional. Excepto en las Islas Británicas, el Silbón europeo emigra al llegar el otoño y se le encuentra en nucleos dispersos desde el África subsahariana a Japón pasando por las zonas mediterráneas y la India. Algunos vuelan tan lejos como las costas este y oeste de E.E.U.U. En un mes junio, encontré un ejemplar perdido por Alaska, así que esta es una anática realmente viajera. De tamaño medio (entre 45 y 51 cm de punta de pico a punta de cola) su alimentación es esencialmente vegetariana; hojas, tallos, raíces, semillas y rizomas de plantas acuáticas y semi-acuáticas, aunque también consume algunos invertebrados. Las crías dependen de éstos durante sus primeros días, si bien pronto cambian a la dieta adulta. Se reproduce en lagos de agua dulce pero en invierno frecuenta también lagunas litorales salobres, estuarios y bahías protegidas. El ejemplar de la foto es un macho en plumaje nupcial pero la hembra (y el macho en plumaje de eclipse) es parda, jaspeada de oscuro y con el vientre blanco. Esta foto-caja está captada en Aiguamolls de l´Empordà y poca gracia tiene como foto; quizás resulta más atractiva como caja. Su función, al igual que el de todas las fotos-cajas, es mostrar el máximo detalle en el sujeto sacrificando nada menos que la composición.
Cámara Nikon D7100 con objetivo Sigma 150-600 mms. f; 5.0 - 6.3, apoyado en ventana de observatorio. Iso:100 Exposición (v):1/250 de segundo. Apertura (f):6.3

Salvador Solé Soriano

En fotored desde 22/10/2011

Ficha personal
  • hace 6 años
    Antonio Cuenca. vaya
    Hola Salvador, una excelente toma, con un detalle y colorido de lujo, te felicito, un saludo.
  • Guau, que detalle y tecturas, fantástica
    • Salvador Solé Soriano :hace 4 años Mi foto tiene el mismo (o menos) detalle y texturas de las que tú le hubieses sacado de arrimarsete más. Aunque es un pato bastante desconfiado, en Catalunya, al ser menos escaso, tenemos oportunidades, cada invierno, de hacerle alguna foto cercana, aunque a mí me ha costado lustros... Gracias por comentar, Lucas.